jueves, 3 de febrero de 2011

Poemas africanos


Me diste la vuelta del revés
y se cayó la calderilla,
la vergüenza, la cara dura,
el empuje, el arrebato,
el tesón, la fragancia,
la buena fe, la templanza.

Me diste la vuelta del revés
con saña.

Y del revés vi rodar por el suelo
mi tristeza, el cansancio, el hastío,
monedas de a un céntimo,
sombras superpuestas,
vacíos insanos, la boca, la nariz,
el tuétano, mi alma aburrida, la sed,
la mirada, la mejilla, el pasmo,
la palma de la mano izquierda,
un dedo, un viejo anhelo, un sueño,
el recuerdo de tus ojos inmensos;
el pezón, las naglas, los occipitales,
los parietales, el ombligo, el ano.

Todo del revés, todo al inrevés.

Así me quedé: vacío, absurdo, desajustado,
perdido.
Y ya no estabas tú para ayudarme.

¡Y así sigo colgado, disimulando y vencido,
con la cabeza para abajo
y los pies hacia arriba!

Del revés - 10 enero de 2007 - Pepe Rubianes

Qué puedo decir de este fenómeno, de este genio que nos dejó hace muuuchos meses sin su sonrisa, sus argumentos, sus punzadas de actualidad, sus más hilarantes historias de esta tierra que tanto amó, África. Pepe Rubianes no sólo hacía monólogos, era humorista, director de obras de teatro, y se reía de la actualidad que vivíamos. Rubianes, como buen artista, también tenía mucho mundo interior, y con su pluma se dejaba inspirar por el olor y la vida de Adís Abeba o Nairobi. ¿Quién lo hubiera dicho? ¡Pues yo lo digo! Y me ha encantado, por ser admiradora suya y porque me encanta la poesía. Gran combinación que descubrí con este libro. Así, que no puedo más que recomendaroslo fervientemente.
¡Ay, Pepe, cuánto te echamos de menos aquí abajo! No la líes mucho por allí arriba, y gracias por dejarnos un poco (y tanto) de tí en tus versos, en tus obras, en tus ideas.

MSM

1 comentario:

Rodamón dijo...

Del revés m'he quedat jo en llegir-lo! ;-)