lunes, 6 de marzo de 2017

Mensajes en un papel


De este maravilloso fragmento de "Diamante azul" (Care Santos) me viene a la cabeza lo bonito de la sencillez. Qué terriblemente emocionante debía ser en los años 20 declararse amor a través de unas misivas o unos mensajes de pocas frases. ¿Por qué no puede ser así ahora en pleno siglo XXI? ¿Por qué al ser humano le gusta tanto complicarse la vida con aplicaciones, xats y mensajería móvil con emoticonos? ¿No sería bonito encontrarte la carta de un pretendiente en el buzón o un trozo de papel en la mesa de la oficina?
Yo quiero escribir notitas y esconder mi timidez destrás de un trozo de papel que todo lo convierta en magia. Invitarle a un café o a un paseo por el parque. Así de simple. Así de bonito.

MSM